Atlético Junior se instaló en una nueva final de la Liga Águila

Atlético Junior se instaló en una nueva final de la Liga Águila

Luego de igualar 2-2 en Ibagué, el cuadro ‘tiburón’ se clasificó a su tercera final en línea. El Deportes Tolima fue dueño de las acciones pero dos errores condenaron su eliminación.

El Manuel Murillo Toro mostró un marco espectacular y su afición que colmó las graderías, se deleitó con los juegos pirotécnicos que hacían explotar al equipo de Ibagué en un desborde hacía una final, la victoria era el único camino y ese inició a través de un tiro de esquina.

Sobre el costado sur oriental Jaminton Campaz, levantó un gran centro que capitalizó de forma magistral José David Moya de cabeza para marcar el 1-0. El júbilo era mayor en la cancha.

Pero la alegría duró muy poco, Junior con su fuerza aérea también mandó en el pórtico rival, Germán Mera se levantó de forma imponente, le ganó a Julián Quiñones y a Danovis Banguero, para vencer a William Cuesta, que tuvo responsabilidad en la anotación, 1-1.

Junior con ese resultado se metía en una nueva final y su planteamiento seguía firme, sus laterales nunca salían, los volantes se imponían con el doble bloque y los dos puntas se encargaban de hacer sombra, una estrategia defensiva que volvió a ser vulnerada por  una habilidad de Alex Castro que fue derribado dentro del área y fue cambiada por gol por Banguero. 2-1 al descanso y Tolima en la final parcialmente.

Las cosas en la segunda etapa parecían sonreír mucho más para el Tolima, pues sobre el minuto 57’ Gabriel Fuentes salió expulsado por un golpe sobre Anderson Plata. Desde ahí se pensaba que la historia cambiaría y el vinotinto se impondría ante el Junior.

Cerca del minuto 68’, Alex Castro de nuevo mostró su potencial, desbordó por izquierda, y cuando celebraba prácticamente el tercero de la noche, Jorge Luis Ramos estalló el balón en el palo, dilapidando su mejor opción del año.

Junior, quien solo había llegado en el gol del primer tiempo, se acercó de nuevo al pórtico de William Cuesta, quien de nuevo se vio sorprendido por un esférico rasante de Edwin Cetré, 2-2 y la historia seguía como al principio, Junior finalista.

Tras ese error de Cuesta el Tolima pareció verse derrotado, pese a intentarlo, el ‘mazazo’ fue tan fuerte que las ideas desaparecieron y solo el amor propio estuvieron hasta el final.

Así se vivió esta historia en Ibagué, una plaza bendita para los ‘tiburones’ y una localía vulnerable durante todo el 2019 para el equipo de Gamero, que con muy poco llegó hacer mucho durante todas las campañas del presente año, ¿Se irá del Tolima?, en la rueda de prensa manifestó que se tomará un descanso para pensar en lo que se viene la próxima temporada. La puerta la dejó abierta y dependerá de él y Gabriel Camargo, para continuar o no en el vinotinto y oro.

#SIGUENOS EN INSTAGRAM